Últimas Noticias
Home / Noticias / Roberto González Cárdenas: El poder imperial tras la rica Venezuela
GeneralRobertoG4

Roberto González Cárdenas: El poder imperial tras la rica Venezuela

Andrés Rafael Barrios Pantoja

La lucha que comenzó hace más de 200 años el Libertador Simón Bolívar, quien soñó con una Venezuela de paz, soberana y libre de injerencia imperial, se extiende hasta nuestros tiempos. Ya no contra los colonizadores españoles, sino para hacerle cara al nuevo poder imperial: un supra poder que va más allá de cualquier Estado y que no entiende sobre principios de soberanía y autodeterminación de los pueblos, por ende se cree con potestad para colocar o quitar gobiernos, destruir naciones y controlar el mapa mundial según sus intereses económicos.
Ese monstruo imperial se mueve por ansias mercantilistas y reconoce a Venezuela como rica, no solo por contar con una de las principales reservas de petróleo del mundo, sino también una gran biodiversidad, yacimientos de metales estratégicos, grandes afluentes y una posición geoestratégica privilegiada.
Al respecto el semanario Cuatro-F entrevistó en esta edición al general en situación de reserva activa y candidato a la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) por el sector Comuna con el número 65, Roberto González Cárdenas, hombre ampliamente entendido en las ciencias de las defensa de la nación.

Golpes con olor a petróleo

Los últimos 100 años de las historia de Venezuela están marcados por la explotación del petróleo, de cómo fue entregado por las cúpulas gobernantes de la Cuarta República a las grandes transnacionales. Es una historia de golpes de Estado por petróleo contra cualquier gobernante que se atreviera a cuestionar el robo de los hidrocarburos. Así le sucedió al presidente Isaías Medina Angarita, quien en el año 1943 promulgó una nacionalista Ley de Hidrocarburos, que incrementó de modo sustancial el ingreso fiscal petrolero, pero a las transnacionales no les causó mucha gracia la reforma medinista, y por esta razón en 1945 fue derrocado por militares y civiles asociados al partido Acción Democrática (AD) y la Federación de Cámaras y Asociaciones de Comercio y Producción de Venezuela (Fedecamaras).
En el año 1948 Rómulo Gallegos también fue derrocado después que aprobara el llamado “fifty-fifty”, mediante el cual los beneficios derivados de la venta del petróleo pasarían del reparto 43/57 a favor de las compañías a uno paritario 50/50 con la Nación.
La historia continúa y una década después el 31 de octubre de 1958 se firma el Pacto de Punto Fijo con el que se acordó el bipartidismo que mandó en el país por más de cuarenta años hasta la llegada de la Revolución Bolivariana y Hugo Chávez a la presidencia.

Cambió el juego
“Cuando el comandante Chávez llegó al poder, lo primero que hace es llamar a una Asamblea Nacional Constituyente y desde ese momento comienza con el Plan Bolívar 200 para intentar paliar la situación de pobreza crítica que había en el país producto de tantas décadas de robo”, expresó el General González Cárdenas.
Con el proceso constituyente nació la Carta Magna de 1999 que “le quita a las petroleras la chupeta”. Situación que llevó al Golpe de Estado del 2002, el cual solo duró 48 horas gracias a que fue restituido en su cargo por las fuerzas populares.
“A pesar de la derrota del 2002, las petroleras no dejaron de trabajar y empezaron a financiar, a través del gobierno norteamericano a organizaciones no gubernamentales (ONG), así como organismos de inteligencia norteamericanos, israelitas e ingleses, para ir socavando el escenario y derrocar la Revolución Bolivariana”, añadió González Cárdenas.
Para el año 2013 luego de la pérdida física del presidente Hugo Chávez, Nicolás Maduro asume la presidencia, y arrancó un nuevo plan imperial para tomar definitivamente el petróleo venezolano. Sin embargo, esta vez no podían permitirse que se repitieran los hechos del año 2002 en el que el pueblo defendió a su líder.
Por ende, crearon el “plan Venezuela Freedom 2” llevado a cabo por el Comando Sur de los Estados Unidos de América. Este plan buscaba generar un cerco y asfixia mediante la escasez de agua, de alimentos y de electricidad con el fin de generar un descontento contra la Revolución Bolivariana.

Destrucción del Estado Nación
El candidato y especialista en la Defensa de la Patria, Roberto González Cárdenas, alertó que con este plan el imperio norteamericano busca destruir el Estado-Nación “Entendiendo Estado: Gobierno, Nación: gente, territorio y cultura”. Esto se lograría, primero realizando una ruptura abrupta del orden Constitucional (Golpe de Estado) y luego interviniendo el territorio, para acabar con parte de la nación, (tal como ha ocurrido en Siria que tenía alrededor 21 millones de habitantes antes del conflicto y ha descendido a 17 millones), destruir la cultura del venezolano, inoculando odio, y posteriormente, se procedería a dividir el territorio.

¿Por qué una salida no democrática?
Se necesita destruir la Carta Magana porque esta “establece en los artículos 11, 12, 301, 302, 304 que cualquiera que sea su naturaleza, existentes en el territorio nacional, bajo el lecho del mar territorial, en la zona económica exclusiva y en la plataforma continental, pertenecen a la República, son bienes del dominio público y, por tanto, inalienables e imprescriptibles” y “que el Estado se reserva la explotación del petróleo”.

Es tarea de todos defender a la Patria

La Constitución de la República Bolivariana de Venezuela establece en su artículo 326º que la seguridad de la Nación se fundamenta en corresponsabilidad entre el Estado y la sociedad civil para dar cumplimiento a los principio de independencia, democracia, igualdad, paz, libertadad, entre otros. Dicho principio de la corresponsabilidad se ejerce sobre los ámbitos económico, social, político, cultural, geográfico, ambiental y militar.

Llamado a la constituyente
El Candidato Constituyentita resaltó la vital importancia de la Constituyente convocada por el presidente Nicolás Maduro, como principal herramienta para la paz de la nación.
“Como padre de familia, como abuelo, como venezolano, como militar en reserva activa, como profesor universitario, sé muy bien que el pueblo apuesta por la paz y la única manera para lograr la paz es con la Constituyente en vista de que la oposición Venezolana se opuso a todos los intentos hechos por el presidente Nicolás Maduro para establecer un diálogo sincero”.
Explicó que la victoria de la ANC solo representa el punto de partida para continuar con la construcción de la paz y el país potencia.

100 años de cárcel para traidores a la patria
El General en retiro y candidato a la ANC expresó que propondrá ante el proceso constituyente que “aquel que llame a traicionar a la patria, destruir Venezuela, así como pida una intervención de tropas extranjeras, es un apátrida y quien incurra en ese delito debe ser penado con más de 100 años de cárcel y sin beneficios”.

Fuente Cuatro F

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*