Últimas Noticias
Home / Noticias / Luis Manuel Díaz estuvo preso en la PGV por asesinato de rivales “sindicales”
luismanueldiaz

Luis Manuel Díaz estuvo preso en la PGV por asesinato de rivales “sindicales”

Víctor Hugo Majano

Por el asesinato de dos hombres en la construcción de una planta termoeléctrica de Corpoelec en jurisdicción del municipio Monagas del estado Guárico, estuvo procesado y recluido en la Penitenciaría General de Venezuela el “sindicalista” y dirigente de Acción Democrática en Altagracia de Orituco, Luis Manuel Díaz, según aseguraron vecinos de esa ciudad y extrabajadores de la construcción que pidieron no revelar sus nombres.

Díaz, de 44 años y apodado “La Crema“, quien fue asesinado anoche al término de un acto de campaña de grupos de oposición en la población ubicada al norte de la entidad y a unos 200 kilómetros al sur de Caracas, actuaba como una especie de dirigente sindical que gestionaba los puestos de trabajo en obras públicas de envergadura de las estatales Pdvsa y Corpoelec.

En la entidad, localizada en el centro de la nación suramericana, se ejecutan muchas obras de gran magnitud como ferrocarriles, carreteras, redes de gas e instalaciones de generación y transmisión eléctrica, y grupos sindicales tienen derecho a suministrar al menos el 75% de los obreros, lo cual se ha convertido en un jugoso negocio ya que le cobran a los aspirantes a ingresar como trabajadores y además mantienen puestos de delegados sindicales que reciben su pago por cuenta de las empresas contratistas.

El grupo dirigido por Díaz tenía al menos el control de las obras de la planta termoeléctrica Ezequiel Zamora, pero venía sosteniendo una dura disputa por el control de esa y otros contratos con los grupos controlados por una banda criminal dirigida por un hombre apodado El Picure.

En esa disputa fueron asesinados en mayo pasado dos de sus más cercanos colaboradores, Mauro José Ochoa Mejías, de 44 años, y José Luis Fernández Paredes, de 35. El primero el 20 de mayo en la Plaza Bolívar de San Rafael de Orituco, y el segundo en la carretera vía a oriente, muy cerca de Altagracia. En ambos casos actuaron hombres que se desplazaban en motos y que dispararon en forma precisa a sus víctimas.

De acuerdo con un testigo en días pasados, Díaz participó en una reunión con representantes de los contratistas de una de las obras bajo su control y se desplazaba en una camioneta y hombres armados que fungían como sus guardaespaldas.

Asimismo otro testigo explicó que “La Crema” era “un duro” y que recientemente se dejaba ver muy poco en las calles en virtud de la fuertes amenazas de muerte que venía recibiendo.

Fuente la-tabla

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*